Uno de los temas recurrentes y más importantes al planear un viaje en otro país, es la comida. Es bien sabido que si quieres conocer la gastronomía de un lugar, no hay nada mejor que un restaurant establecido y recomendado, pero no siempre es así.

La comida local puede degustarse en los mercados locales por menor precio, y con la misma o incluso mejor calidad que la ofrecida en restaurantes gourmets. En el caso de que estés planeando tu primer viaje al extranjero, aquí te enlistamos algunos consejos:

  • Busca un hospedaje que incluya desayuno con buffet. Te dará la oportunidad de recargar energías para salir y conocer la ciudad y ahorrarás un buen dinero.
  • En los centros turísticos y en los aeropuertos, la comida es mucho más cara, así que te recomendamos prepararte con algunas barritas energéticas para evitar el hambre en una sala de espera o durante un recorrido o excursión.
  • Pide recomendaciones a la gente local. Es lo mejor porque ellos conocen los mejores lugares para comer bien sin gastar demasiado
  • Busca lugares de comida rápida. Esta sería la opción más barata, pero que probablemente te saque de apuros. No siempre está preparada con la mejor calidad, pero suele hacerse de manera tal que saben igual en un país y en otro. Es una buena opción si la comida local no te cae muy bien al estómago.

Ya lo sabes, viajar al extranjero es una gran experiencia, pero requiere de cierta preparación. Nosotros con gusto te podemos ayudar a preparar tu viaje con todo lo que necesitas para que solo te preocupes por disfrutar de tu destino.